Meditaciones de Adviento #19: Solidaridad Navideña

8El que practica el pecado es del diablo, porque el diablo peca desde el principio. Para esto se ha manifestado el Hijo de Dios: para deshacer las obras del diablo. (1 Juan 3:8 RVC)

La línea de ensamble de Satanás produce millones de pecados cada día.  El los empaca en grandes aviones de carga y los lleva al cielo para mostrárselos a Dios y reír, reír y reír.

Hay algunas personas que trabajan a tiempo completo en esta línea de ensamble.  Otros han renunciado a sus trabajos allí, pero regresan de vez en cuando.

Cada minuto de trabajo en esa línea de ensamble busca hacer de Dios el hazmerreír de Satanás.  El pecado es el negocio de Satanás porque él detesta la luz, belleza, pureza y gloria de Dios.  Nada le trae más placer que ver a las criaturas de Dios desconfiar de Él y desobedecerle.

¡Por esto es que la Navidad trae buenas nuevas al hombre y a Dios!

15Esta palabra es fiel y digna de ser recibida por todos: Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores, de los cuales yo soy el primero. (1 Timoteo 1:15 RVC)  ¡Buenas nuevas para los hombres!

8El que practica el pecado es del diablo, porque el diablo peca desde el principio. Para esto se ha manifestado el Hijo de Dios: para deshacer las obras del diablo. (1 Juan 3:8 RVC)  ¡Buenas nuevas para Dios!

Navidad trae buenas nuevas a Dios porque Jesús vino a liderar la huelga en contra de la línea de ensamble de Satanás.  Él entró directamente en la planta, llamó a los fieles a la Solidaridad, y comenzó una retirada en masa.

Navidad es un llamado a la huelga en la línea de ensamble del pecado.  No se negocia con la administración.  No se regatea.  Simplemente se demuestra una férrea oposición al producto.

La Solidaridad Navideña apunta a mantener en tierra a los aviones de carga.  No usará fuerza ni violencia, sino una total devoción a la Verdad que expondrá las condiciones tan terribles de la industria del diablo.

La Solidaridad Navideña no se rendirá hasta que se logre una completa paralización de esa línea de ensamble.

Cuándo el pecado sea destruido, el nombre de Dios será totalmente exonerado.  Nadie se burlará de Él jamás.

Si quieres darle un regalo a Dios esta navidad, renuncia a la línea de ensamble y no vuelvas jamás.  Toma tu lugar en la huelga de amor.  Únete a la Solidaridad Navideña hasta que el majestuoso nombre de Dios sea exaltado y glorificado en medio de las alabanzas de los justos.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s