Reto de los 90 Días #36 (parte 2): Lucas 2 – La Primera Navidad, Una Familia Normal….pero Diferente

Continuando con la lectura del Reto de los 90 Días de hoy, nos enfocaremos en Lucas 2.  De todo lo que podemos decir de este maravilloso capítulo, quiero resaltar dos temas:

1. La Primera Navidad (Lucas 2:1-20)

Esta no es una lectura que tradicionalmente hacemos en mayo….generalmente hablamos de estos temas en diciembre, con toda su hermosura, complejidad e incluso controversia.  Lo lindo de leerla en mayo es que la podemos leer desintoxicados de toda la parafernalia de la época (que no deja de ser linda y alegre) y podemos enfocarnos en el hecho.  Dios se encarnó, tomó forma humana, nació.  Jesús, al Segunda Persona de la Trinidad, en Su completa divinidad, tomó para sí completa humanidad y habitó entre nosotros. El hecho es maravilloso…es un verdadero espectáculo celestial….los pastores reciben la noticia del ángel, el coro celestial canta alabanzas que hasta el día de hoy cantamos y el niño yace en pañales en un pesebre, iniciando una vida en la Tierra que se tornaría en la máxima expresión de amor y gloria a Dios jamás conocida.  Tomemos un respiro y volvamos a leer esta historia y que nos caiga el centavo de lo que esto significa.  Dios entró en la Historia para redimir y restaurar a cada uno de nosotros y a Su Creación a través de la vida, muerte y resurrección de Jesús. Es para desearle a todo el mundo ¡Feliz Navidad! todos los días……

2. Una Familia Normal….pero Diferente (Lucas 2:21-52)

De las cosas más hermosas de la vida de Jesús…y de lo poco que sabemos de su niñez y adolescencia, es lo NORMAL de su vida.  Sus papás, María y José, cumplieron con todas las ordenanzas de su fe -y fueron abrumados por hermosas y desgarradoras profecías de la vida de su Hijo.  Lo llevaban al templo conforme iba creciendo, y cuando llegó a los 12 años, el patojo se les desapareció y lo fueron a encontrar dando clases a los maestros que allí enseñaban.  María, su mamá, como toda mamá con hijos “complicados”, atesoraba todo lo que iba viendo y aprendiendo de su Hijo.  Y Jesús….Jesús vivió la vida de un hijo normal…creció, obedeció, aprendió un oficio y poco a poco fue creciendo hasta convertirse en hombre….la gente lo quería….la misma gente que después lo necesitaría, luego pediría Su muerte y después lo adoraría como Dios.  ¡Qué familia tan normal…..y tan diferente!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s